10 de noviembre de 2019

INICIO > OTRAS SECCIONES > TEXTOS SELECCIONADOS

RUSIA: LA BOMBA MAS POTENTE DEL MUNDO

Cuatro veces mas destructiva que la bomba americana.

18 de septiembre de 2007

(La Vanguardia. es). "La nueva artillería es comparable a un arma nuclear en su efectividad y capacidad", se afirma desde el Estado Mayor del Ejército ruso. La bomba de vacío no genera radiactividad, y la ensayada ayer (11 de septiembre) es cuatro veces más potente que su análoga estadounidense.

Moscú. (Agencias).- Rusia probó con éxito la bomba no nuclear más potente del mundo lanzada desde el aire, que han bautizado como "el padre de todas las bombas", según informó ayer el canal de televisión Canal 1. Esta bomba de vacío es cuatro veces más potente que su análoga estadounidense -probada por primera vez en 2003- que los militares norteamericanos describieron como "la madre de todas las bombas".

"Las pruebas han mostrado que la nueva artillería de aire es comparable a un arma nuclear en su efectividad y capacidad", anunció el jefe adjunto del Estado Mayor del Ejército, el coronel general Alexander Ruksin, en televisión.

Al contrario que las bombas nucleares, esta no supone una amenaza medioambiental por no liberar radiación, aseguró Ruksin, quien tampoco dio datos sobre el nombre de la bomba ni sobre la fecha en que fue probada.

Canal 1 mostró unas imágenes del ensayo de la nueva bomba de vacío o termobárica, en las que se pudo ver cómo era lanzada desde un bombardero estratégico Tu-160 y descendía en un paracaídas hacia la tierra. Las bombas de vacío, también llamadas termobáricas (de calor y presión) o de combustión, dispersan sobre o en la zona del impacto un combustible pulverizado que se mezcla con el oxígeno de la atmósfera y, al ser detonado, incinera todo lo vivo, con el efecto añadido de una onda expansiva supersónica y una altísima presión.

"Todo lo vivo se evapora literalmente. Tras esa explosión, la tierra recuerda más bien la superficie lunar, pero sin contaminación química o radiactiva", comentó el canal de televisión. Agregó que "el Ministerio de Defensa subraya que la fabricación de esta bomba no está reñida con ningún acuerdo militar internacional suscrito por el país, ni supone el lanzamiento por Rusia de una nueva carrera de armamentos".

Según Canal 1, la bomba rusa contiene menos explosivos que su análoga norteamericana (7,1 toneladas contra 8,2), pero la supera cuatro veces en capacidad destructiva y veinte en superficie afectada y crea una temperatura dos veces más alta en el epicentro de la explosión.

Yuri Baliko, jefe de un centro de investigación del Ministerio de Defensa, indicó que el explosivo de la bomba es considerablemente más potente que el TNT, pues se fabrica con empleo de nanotecnologías. Debido a ello, el nuevo artefacto explosivo requiere menos precisión para dar en el blanco, lo que, a su vez, abarata considerablemente su producción, señaló.

Canal 1 indicó en su reportaje que los militares del Pentágono llamaron a la bomba de vacío norteamericana "madre de todas las bombas", lo que llevó a los científicos rusos a denominar a la suya "padre de todas las bombas".

"Este artefacto nos permite garantizar la seguridad del Estado y, al mismo tiempo, combatir el terrorismo internacional en cualquier situación y cualquier región del mundo", aseguró el general Rukshin.

Las bombas de vacío son especialmente letales en espacios cerrados, como los búnkers, edificios y cuevas, donde crean una gran presión y altísimas temperaturas. Según medios rusos, la URSS y Rusia han empleado bombas de vacío para destruir refugios subterráneos del enemigo en cuevas de montaña durante la invasión de Afganistán y en la guerra de Chechenia, respectivamente.

El anuncio del ensayo refleja los esfuerzos del Kremlin por restaurar la influencia internacional de Rusia y reconstruir el poder militar del país, y se produce en un momento en el que las relaciones con Washington están tensas.